Nadie quiere renunciar a su idioma pero, de facto, el inglés es la lengua de la ciencia y el conocimiento. Los profesores publican y se comunican en esta lengua con sus colegas internacionales. A su vez, la presión del mercado laboral ha hecho que cada vez se oferten más grados en inglés, y la tendencia parece imparable.
[…]